LA FRASE

Me gustaría tener el tiempo necesario para disfrutar de tu compañía. Tú deberías tener la suficiente curiosidad para permanecer a mi lado y leerme de verdad.

sábado, 11 de diciembre de 2010

¿Cual es el olor de la Navidad?


La Navidad huele a decoración Navideña, a platos exquisitamente cocinados , a papel de regalo adornado con celofán. La Navidad huele a turrones, neulas, a licores y cava. Huele a vacaciones y a dulces, los olores de la Navidad son aquellos que aunque pasen muchos años, jamás se olvidan.

Pero la Navidad también huele a muchas otras cosas, huele a soledad, a tristeza y a abandono. Huele a recuerdos y añoranza. Para muchos la Navidad huele a regalos atrapados detrás de los escaparates y a recuerdos colocados bajo el árbol. La Navidad está llena de sensaciones que nos atrapa en una espiral sin fin, la navidad es dinero, consumismo y derroche. La Navidad también huele a pobreza y miseria. La Navidad es dolor y culpabilidad.


Ya nadie espera que llegue la Navidad para encontrarse con la familia, i para compartir canciones y risas. La Navidad ha dejado de ser las fiestas del reencuentro y han pasado a ser las fiestas del derroche, fiestas para llenar la casa de adornos inútiles y para pasar unos días de descanso sin trabajar.


Las calles están iluminadas, y los comercios sólo esperan cumplir con el volumen de ventas previstas. La gente pasea por las calles abarrotadas, dejándose encandilar por la música y las luces. En las grandes superficies, llenan los carros con productos tres veces más caros que hace apenas unas semanas. Piensan en preparar platos apetitosos para deslumbrar a invitados que no ven desde hace todo un año.


Los más románticos aun piensan que las fiestas Navideñas son aquellas fechas perfectas, donde todo el mundo se quiere y en las que se comparte lo poco que se posee. Los más pequeños ven la navidad como las vacaciones de invierno, y saben que tendrán todos aquellos regalos que llevan todo el año esperando. Otros niños verán a los abuelos, lo cual significa más regalos, y los Reyes Magos traerán poco carbón y muchas cajas llenas de muñecas, cónsolas y coches teledirigidos.

Los más mayores recuerdan a los seres queridos y las navidades, ya instaladas en el pasado, que aunque más austeras, conservaban el sabor de lo auténtico.


Pero a pesar de que cada uno tiene una visión diferente, sólo existe una sola realidad y esta realidad es la que muchos se niegan a admitir. Prefieren seguir creyendo en su mentira, prefieren seguir pensando que su Navidad, la que se celebra en sus casas es la más auténtica.


Este año prueba a regalar amistad, amor, comprensión y recibe toda la felicidad que te ofrezcan.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada